Crítica de la serie-documental El Caso Alcàsser

El caso Alcàsser es una serie documental en la cual se aborda uno de los casos más mediáticos, brutales y dolorosos de la historia de España. Su dureza llegó incluso a otros países. En noviembre de 1992, en el municipio valenciano de Alcàsser, ocurrió un triple asesinato cuyas víctimas fueron Míriam, Toñi y Desirée, unas chicas muy jóvenes que fueron secuestradas y sometidas a atrocidades que estremecen a cualquier persona.

Después de 27 años y pesar de haber inculpado a una persona, el caso parece seguir sin resolverse de la forma más correcta y necesaria para apaciguar el dolor de las familias y para descubrir una realidad que seguramente a muchos volvería a estremecer.

Netflix es la encargada de su distribución, Ramón Campos ha sido el líder de este proyecto y Bambú Producciones se ha encargado de todo lo relacionado con su producción.

Esta serie documental consta de 5 episodios de aproximadamente una hora de duración. Los capítulos se dividen exactamente en las partes más importantes del caso:

  1. Desaparecidas
  2. Un crimen
  3. Teorías
  4. El Juicio
  5. El final

Todos y cada uno de estos episodios te dejan con el corazón en la mano. Independientemente de la edad que tengamos, este caso ha llegado a nuestros oídos de una forma u otra y este suceso ha cambiado por completo la visión española en algunos casos, y por desgracia, también la forma de informar sobre estos horribles crímenes. Aquí fue cuando la prensa más amarillista, decadente y sin escrúpulos salió a la luz.

Sus 5 horas de duración son estremecedoras en cada uno de sus minutos y segundos, pues esta serie documental no tiene como propósito explicar lo que la justicia dictaminó, sino lo que hay detrás de todo esto, las teorías que todos hemos escuchado en algún momento: ¿quienes fueron?, ¿había una organización detrás?

El principal protagonista de esta historia es el padre de una de las chicas: Fernando, el padre de Miriam. Él fue quien sacó adelante una búsqueda tanto personal como mediática para saber que le había pasado realmente a su hija y a sus amigas. Para su audaz y dolorosa búsqueda se sirve de ayuda de un investigador (el cual tiene sus más y sus menos, pues ha cambiado continuamente de opinión), de un forense y por supuesto de toda la población española. Fernando no se iba a quedar quieto ni callado y este documental en su gran mayoría expone como fue la búsqueda de la verdad.

Quizá la forma de explicar de este documental no guste a muchos pues, como hemos dicho, se centra en intentar buscar una explicación a todas las dudas e incógnitas que surgieron a raíz del hallazgo de los cuerpos sin vida de las jóvenes. No daremos detalle de estas incógnitas pues son duras y tenemos un profundo respeto por estas chicas, sus familias y por el caso.

Tras ver los cinco capítulos nos hemos quedado con un mal sabor de boca y un mal cuerpo que era muy necesario, que es precisamente lo que ha buscado Netflix y todos los que están de esta producción pues es MUY necesario que todos sepamos qué fue lo que pasó, que nos hagamos eco y empaticemos con el profundo dolor de las familias y que nos pongamos en la piel de ellos. Este crimen quedará en nuestras mentes y en la historia de España durante muchísimos años.

A parte del padre de Miriam, forense, investigador, la producción da voz a casi 60 personas relacionadas con el caso y nos permiten sacar nuestras propias conclusiones. Asimismo emiten tanto imágenes de hemeroteca como imágenes ineditas.

Por supuesto hay que destacar los grandes errores que podemos ver por parte de algunos participantes que decidieron hacerse de oro por culpa de este caso.

Nuestra conclusión es que ver este documental es muy necesario para entender cómo afectó a la sociedad e incluso a la forma de hacer periodismo. No hay que olvidar nuestra historia ni a aquellos asesinos.

Deja un comentario